jueves, 15 de marzo de 2012

Aprender el abecedario con cuentos didácticos

El aprendizaje del abecedario es la base de la lectoescritura, fundamental para los aprendizajes de las diversas materias en las posteriores etapas del alumno. El abecedario es pues un conocimiento imprescindible para el aprendizaje significativo de cualquier contenido. 

Desde Techtraining nos ofrecen una serie de consejos para ayudar al aprendizaje del abecedario en alumnos con necesidades educativas especiales. Según la autora del mismo, es frecuente encontrar alumnos con dificultades en el aprendizaje en el nivel de la lectoescritura, y cada uno de ellos con problemas en aspectos diferentes. Es por ello, que lo más eficaz es abordar la lectoescritura desde diferentes perspectivas, facilitando el aprendizaje a nivel visual, auditivo, gestual y manipulativo. 

Según se explica en el artículo, la motivación es una herramienta clave para la adquisición de los aprendizajes del alumno, mediante propuestas atractivas y dinámicas lúdicas

Para la presentación de las letras, una buena estrategia puede ser trabajar a través de un cuento distinto cada letra, pudiendo ser historias diferentes o un mismo cuento en el que cada una de ellas juegue un papel importante. A través de la historia el alumno es capaz de recordar, tanto la representación gráfica como fonética de cada letra.
Acompañar la presentación de cada letra a un gesto realizado con las manos puede resultar muy útil para ayudar a aquellos alumnos que presenten mayores dificultades, ya que al asociar cada letra con un gesto, les resultará más fácil evocarla mentalmente.

También es importante que las letras o palabras aparezcan escritas en mayúsculas y minúsculas, y en letra manuscrita y de imprenta, para que los alumnos puedan relacionar cada sonido fonético con ese abanico de grafías.

Después de presentar cada letra, se pueden introducir actividades para que los alumnos logren diferenciarla auditivamente, primero trabajando cada sonido individualmente y después asociando consonantes y vocales. Cuando los alumnos ya han logrado diferenciar auditivamente un fonema, se puede trabajar la discriminación visual para que asocien cada sonido con su grafía. El último paso será la manipulación de las grafías, para que puedan escribir cada letra y dominar su trazo. 
Conscientes de las dificultades que supone para muchos alumnos el aprendizaje del abecedario, en Dylar hemos elaborado la colección de cuentos El abecedario fantástico, que recorre, de una manera didáctica y divertida todo el abecedario. 

Fuente:Techtraining

6 comentarios:

  1. Es una colección estupenda. Todos los niños deberían conocerla.

    ResponderEliminar
  2. Es un material espectacular: educativo y atractivo para los niños. Animo a todos los padres que tengan hijos en esta edad a que lo adquieran, va a ser el dinero mejor invertido.

    ResponderEliminar
  3. Gracias por vuestras aportaciones Conchita y Keren!

    ResponderEliminar
  4. Esta colección es la más bonita que he visto nunca para conseguir que de una forma fantástica, como reza su título, se aprenda el abecedario. Tiene unas ilustraciones maravillosas y muy atractivas, lo que hace que a los niños les enganche la historia y por lo tanto la letra que queremos enseñarle, por no hablar de la brillante idea de escribir el texto con dos tipos de letra, para que desde niños reconozcan la letra mayúscula y cursiva al mismo tiempo.La recomiendo tanto a padres como a educadores.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Gracias por esta valiosa recomendación, Lola!

      Eliminar
  5. El Abecedario fantástico es una colección estupenda,muy lúdica y motivadora.Os animo a quela regaleis a vuestros hijos,les encantará y aprenderán muchisimo de una forma muy divertida.

    ResponderEliminar